Cuánto cuesta cambiar un embrague

La mayoría de nosotros utilizamos el coche, u otro vehículo, para poder movernos por la ciudad, ir al trabajo, viajar… Ya que nos permite una total libertad de movimiento. Pero, cuando las cosas se utilizan demasiado, se desgastan, y hasta se rompen. Con nuestro coche pasa lo mismo, y una de las partes que más se deteriora es el embrague, una de las piezas fundamentales para que nuestro coche pueda funcionar. ¿Cuánto cuesta cambiar un embrague? ¿Merece la pena esta reparación?

En los coches manuales, el embrague es el pedal colocado más a la izquierda, y nos sirve para cambiar de marcha el coche. A medida que aumentamos la velocidad de nuestro coche, las revoluciones del motor suben, y es necesario cambiar la marcha desde la palanca de cambios, para que el motor no se deteriore por someterlo a altas revoluciones. Y cuando descendemos la velocidad, ocurre el mismo proceso: debemos cambiar la marcha desde la palanca de cambios para que el motor no se ahogue.

Por lo tanto, el embrague, junto con las pastillas y discos de freno, es la pieza de nuestro coche que más se utiliza, y que tiene más probabilidades de desgastarse. Cuando el embrague se desgasta, es necesario cambiarlo para poder seguir utilizando nuestro coche. Sigue leyendo para poder saber cuánto cuesta cambiar un embrague, cómo hacerlo, cuándo es necesario realizar el cambio…

¿Cuánto cuesta cambiar un embrague?

Como en la mayoría de situaciones, el precio dependerá de múltiples factores. En este caso, dependerá del tipo de embrague, de la provincia donde lo realices, del taller… Pero, para que puedas hacerte una pequeña idea, si ya te toca cambiar el embrague, hablaremos de precios aproximados.

Si hablamos de un embrague normal, de un coche manual sin bimasa, el precio medio se sitúa entre los 650-670€, dependiendo de la provincia donde lo realices. La provincia más barata es Huelva, con un precio inferior a los 400€, frente a La Rioja, Guadalajara y Teruel, con un precio superior a los 900€.

Aunque veas este precio medio, lo mejor es consultarlo con tu taller de confianza, porque te aconsejará de los mejores precios y maneras de realizar el cambio, y de esta forma podrás asegurarte de que tu coche está en buenas manos.

Cuánto cuesta cambiarlo cuando es bimasa

Cada vez son más coches los que llevan un volante bimasa. Pero, ¿qué es? Y lo más importante, ¿aumenta el precio a la hora de cambiar el embrague de nuestro coche?

El volante bimana es una pieza que se coloca dentro de nuestro coche, conectada al cigüeñal y a la caja de cambios. La principal función del volante bimasa es evitar las vibraciones que se producen en nuestro coche debido a la combustión del motor, y que pueden llegar a ser molestas. Con un volante bimasa, te garantizas una conducción suave, sin traqueteos ni vibraciones en el volante de inercia.

Pero no todo son ventajas, el volante bimasa también conlleva inconvenientes. El que más nos interesa ahora es el deterioro. Este tipo de pieza tiene más riesgo de rotura o deterioro, y una mayor maniobra para cambiarlo, debido a que está conectado a diferentes partes del coche. Y esto se traduce en un precio más caro.

Cambiar el embrague bimasa tiene un precio medio de 1200-1300€, dependiendo de la provincia y del taller donde se realice el cambio. Las provincias con el precio más barato son Orense, Segovia y Toledo, con un precio inferior a los 900€. Frente a esto, nos encontramos a las provincias más caras: León, Vizcaya y Ciudad Real, con un precio superior a 1500€.

¿Cuándo hay que cambiar el embrague?

«¿Me toca cambiar ya el embrague?» «¿Cómo sé si es momento de ir al taller?» Es normal que realices este tipo de preguntas, pero aquí estamos nosotros para poder resolverlas.

El cambio de embrague dependerá del tipo de uso que le des al coche. Si lo utilizas para viajes largos por carretera, donde el cambio de marchas es poco habitual, tardarás mucho más tiempo en cambiarlo. Sin embargo, si utilizas tu coche por la ciudad, donde tienes que frenar y cambiar la velocidad de tu coche constantemente, deberías revisarlo de manera periódica.

Los mecánicos recomiendan revisarlo pasados los 150.000 kilómetros, y cambiarlo después de los 400.000, pero dependerá mucho del modo de conducción que tengas. De todas formas, si notas algunas de estas señales, lo mejor es que acudas a tu taller lo antes posible:

  • Pedal demasiado duro o que cuesta pisar.
  • El embrague patina, lo que no te permite meter bien la marcha.
  • Resistencia en la caja de cambios a la hora de colocar una nueva marcha.
  • Ruidos no comunes cuando embragas.

¿Y me merece la pena cambiar el embrague cuando ya tiene tantos kilómetros? Lo más común es que un coche con tanto kilometraje sea antiguo, y que su motor esté bastante usado y gastado. Nosotros de damos un pequeño consejo, por si no sabes si vender tu coche y comprar uno nuevo, o pagar por la reparación de la avería: si el precio de la reparación es superior al valor monetario del coche, empieza a buscar uno nuevo.

Deja un comentario

Acepto la política de privacidad *

Información básica sobre la protección de datos
Responsable: El titular de la web Más información
Finalidad: Moderar los comentarios. Más información.
Legitimación: Por tu consentimiento. Más información.
Destinatarias/os: Los datos se guardan en los servidores de SiteGround, donde está alojado este sitio web. Más información.
Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar, limitar o suprimir tus datos, así como otros que te explico en la información adicional.
Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite la supresión por parte de la persona interesada.
Información adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre la protección de tus datos personales en mi política de privacidad.