Cuánto cuesta castrar un gato

Los animales, como nosotros, tienen ciertas necesidades que deben ser cubiertas. Este tipo de necesidades son la alimentación, el descanso, la socialización y la reproducción. Y en el caso de los gatos no iba a ser menos. El gran problema es que los animales, a diferencia de los humanos, no suelen utilizar métodos anticonceptivos, por lo que las gatas acaban volviendo a sus hogares embarazadas de 4 a 8 gatitos. Si tienes un gato en casa, puede que te estés planteando castrarlo para evitar todo esto. Pero, ¿cuánto cuesta castrar un gato? ¿Qué tipo de ventajas ofrece? Te lo contamos todo en el siguiente artículo.

Este tipo de intervención para tu gato es irreversible, por lo que debes pensar bien si es lo que tu gato necesita. También debes saber que, dependiendo de su sexo o de la raza, alcanzan la madurez sexual a distintas edades. Esto se debe tener muy en cuenta ya que la castración deberá realizarse tras alcanzar esta madurez sexual, para el correcto desarrollo de nuestro felino. De todas formas, te recomendamos acudir a un veterinario para que pueda ofrecerte más detalles.

Cuánto cuesta castrar un gato en España

Los precios de la castración o esterilización de un gato dependerán, mayormente, de su sexo. En España, la castración de un gato (macho) es más barata que la de una gata (hembra).

  • Para los machos, el precio ronda entre los 50 y 70€, y se realiza a través de un procedimiento llamado orquidectomía. El cirujano veterinario aplica anestesia general al animal, y le retira ambos testículos.
  • Para las hembras, el precio ronda entre los 100 y 150€. SE realiza a través de un procedimiento en el que el cirujano veterinario aplica anestesia general al animal, y le retira los ovarios y el útero. El veterinario puede optar por la extracción de los ovarios únicamente, si lo ve oportuno.

En España, se establecen unos parámetros nacionales que la mayoría de clínicas suele cumplir. Pero estos parámetros o precio base solamente incluyen el precio de la propia intervención. Es decir, este precio no incluye las analíticas necesarias, medicamentos, tratamientos y revisiones posteriores… Por lo tanto, es muy importante que contactes con las clínicas veterinarias de tu zona para que puedan ofrecerte con mayor detalle todos los precios, y así solucionar todas tus dudas.

¿Cuándo debo esterilizar a mi gato?

Si te estás planteando castrar a tu gato, también debes tener en cuenta la edad del animal. Aunque es un procedimiento casi rutinario para los especialistas veterinarios, y poco invasivo, si tu gato no está lo suficientemente desarrollado, podría haber alguna complicación.

Para evitar esto, los veterinarios recomiendan la castración entre los cuatro y seis meses de vida. En esta etapa, nuestros gatos han alcanzado la madurez sexual, o bien han pasado ya su primer celo de manera controlada en casa. Es importante realizarlo dentro de este periodo de tiempo sobre todo para las gatas. Ellas alcanzan su madurez reproductiva a los seis meses, y suelen tener tres periodos de celo cada año.

De todas maneras, si tu veterinario considera oportuno realizar este procedimiento antes, debido a las características de tu mascota, podría realizarse.

¿Qué ventajas e inconvenientes tiene castrar un gato?

Tras conocer cuánto cuesta castrar un gato, seguro que te interesará conocer las ventajas de esta operación. La esterilización está pensada específicamente para evitar que tu mascota se reproduzca sin control alguno, pero este procedimiento también acarrea otra serie de ventajas y beneficios para tu pequeño animal. Tras conocer cuánto cuesta castrar un gato, seguro que te interesará conocer las ventajas de esta operación. En el caso de los gatos, los beneficios para su salud son los siguientes:

  • Tanto en hembras como en machos, la castración elimina los riesgos de padecer tumores en sus órganos reproductivos (testículos, mamas, útero)… Al no tener estos órganos reproductivos, no podrán desarrollar ninguna enfermedad desarrollada con los mismos.
  • En las hembras, la esterilización ayuda a regular su estado anímico, reduciendo su estrés, y también evitarás otro tipo de enfermedades hormonales, como embarazos psicológicos.
  • En los machos, la esterilización evitará ciertas enfermedades relacionadas con la testosterona, como los cambios de humor o la agresividad, y también te olvidarás de comportamientos territoriales, como el marcaje con orina.

En definitiva, los gatos que han sido castrados (tanto machos como hembras), presentan un comportamiento más tranquilo, con mucha menos probabilidad de entrar en peleas, escaparse de casa… El único inconveniente que conlleva la esterilización es el aumento de peso.

Todos nosotros hemos oído que, en cuanto un gato es castrado, se pone como una bola, y esto es algo que provoca que varios dueños no quieran esterilizar a sus mascotas. Debemos decir que esta cuestión del peso es totalmente controlable: con una dieta equilibrada, basada en un pienso especial para gatos esterilizados, y dedicarle un tiempo cada día al juego y ejercicio.

Deja un comentario

Acepto la política de privacidad *

Información básica sobre la protección de datos
Responsable: El titular de la web Más información
Finalidad: Moderar los comentarios. Más información.
Legitimación: Por tu consentimiento. Más información.
Destinatarias/os: Los datos se guardan en los servidores de SiteGround, donde está alojado este sitio web. Más información.
Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar, limitar o suprimir tus datos, así como otros que te explico en la información adicional.
Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite la supresión por parte de la persona interesada.
Información adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre la protección de tus datos personales en mi política de privacidad.